La construcción de nuevas infraestructuras en España requerirá hasta el año 2030 de 157.000 millones de euros según la Asociación de Empresas Constructoras SEOPAN. La presión para renovar y construir estos equipamientos plantea grandes retos y uno de los principales es: ¿Cuál es la propuesta de valor de BIM para las nuevas infraestructuras civiles y cómo España puede aprovecharlo estudiando experiencias internacionales?

Los 5 ámbitos de mejoras de BIM en los proyectos de Infraestructura Civil, el caso de la constructora Pennoni.

Las mejoras generadas por la aplicación de BIM en proyectos de Infraestructura Civil se pueden estudiar en cinco ámbitos: Planificación, Diagnóstico, Diseño, Construcción y Operación. La empresa estadounidense Pennoni ha logrado optimizaciones importantes, a continuación se detallan algunos ejemplos.

La tecnología LiDAR

Las fases iniciales del proyecto

  1. Planificación:

    las colaboraciones público-privadas (P3) permiten a las instituciones financiar grandes obras de infraestructura. Penonni ha implementado BIM en estos procesos para aumentar la competitividad en licitaciones. Los modelos relacionados con los costos y cronogramas facilitan la supervisión y aumentan la transparencia.

  2. Diagnóstico:

    La captura de información sobre las condiciones preexistentes a una inversión en infraestructura es indispensable para el cálculo de costos, tiempos y diseños. En Pennoni han implementado sistemas de información como GPS, GIS o LiDAR, consistiendo esta última en la obtención de datos mediante detección y medición por luz. La utilización de drones facilita la toma de imágenes que se transforman en nubes de puntos que reflejan virtualmente la realidad. Los levantamientos topográficos tradicionales requieren más tiempo, personal y equipos.

  3. Diseño:

    En palabras de Stacey Morykin, Design Technology Manager en Pennoni:

    “El mayor reto ha sido la colaboración con y entre los equipos de diseño vertical. Disponemos de muchos datos en todos nuestros proyectos, es importante tener las piezas correctas actualizadas, para los usuarios adecuados y para los interesados pertinentes, lo más rápido posible”.

    Un acceso inmediato a la información, redunda en una estimación de inversión más exacta.

    Los modelos en las fases de Diseño, Construcción y Operación

  4. Construcción:

    “El mayor impacto está en la capacidad de colaborar y coordinar con las múltiples disciplinas dentro de una misma plataforma. Poder acceder a ella en la distancia y desde cualquier usuario” es para Beth Uczynski (Design Technology Specialist de Pennoni) una capacidad de los modelos BIM para gestionar las obras. La visualización de la secuencia constructiva, permite ver la entrada y salida de los equipos, sus actividades y herramientas, aprovechando al máximo sus capacidades.

  5. Operación:

    La aplicación de BIM en el conjunto de infraestructuras existentes o nuevas, permitirá a las instituciones que las gestionan visualizar su comportamiento. El mapeo en GIS para proponer planes que optimicen, garanticen y hagan sostenible su funcionamiento es una posibilidad. Cálculos de volúmenes de tránsito simulado facilitan las soluciones proyectuales adaptadas a la realidad y las posibles ampliaciones posteriores.

Del ordenador a la realidad: construcción y operación.

El futuro de las infraestructuras españolas debe darse desde la óptica de los Modelos Integrados de la Construcción, una referencia útil es la experiencia de la empresa Pennoni para explotar la propuesta de valor de BIM para las nuevas infraestructuras civiles

Productos relacionados